Hace 365 dias me converti en mama. El momento en que me dieron mi beba y la tuve en mis brazos no me lo olvido mas. Ser madre es algo que no se puede describir, nadie puede imaginarse como es hasta que lo vive.

Desde entonces aprendi que mi hija es mi prioridad. Ya no tengo tiempo para hacer cosas para mi y se que no esta bien, que no debo olvidarme de mi persona, pero simplemente, hoy por hoy, primero esta ella, y luego yo.

Y por ese motivo tambien, decidi cerrar este blog. Cosas para contar, muchas. Tiempo para hacerlo, poco.

Tampoco hay demasiado feedback y de cierto modo este blog era ademas para compartir. No tiene sentido seguir con algo que no prospera.

Les agradezco por el tiempo y las ganas y les deseo una vida plena y saludable.


Veris

Anuncios